Chris Boswell estuvo certero y convirtió un gol de campo de 40 yardas cuando quedaban 26 segundos y dio el triunfo a Pittsburgh 29-27 sobre Chicago. Pat Freiermuth anotó en dos ocasiones con excelentes pases de Ben Roethlisberger para que Acereros estiraran una racha positiva a cuatro victorias. Pittsburgh no pierde en Monday Night desde 1991.

La primera anotación de Freiermuth llegó en el segundo cuarto con un pase de cuatro yardas de Big Ben. En el tercer cuarto, el ala cerrada atrapó otro de 10 yardas que convirtió en touchdown.

Por Chicago, Darnell Mooney también destacó con dos llegadas a la zona sagrada, una con acarreo de 15 yardas y otra por pase de 16 yardas de Justin Fields. Roethlisberger ayer estuvo efectivo y lanzó para 205 yardas sin intercepciones.

Anuncios
Publicidad