México celebró su pase a los Juegos Olímpicos de Tokio al coronarse del Preolímpico de Concacaf. Pero para conquistar el título pasó por un camino sinuoso que lo llevó de manera dramática a definir en la serie de penaltis para ganar por 5-4, luego de empatar 1-1 en el tiempo reglamentario y en la prórroga.

El primer héroe fue Sebastián Jurado al atajar el primer penal ejecutado por Juan Carlos Obregón. Los ejecutores implacables fueron Johan Vázquez, Alan Mozo, Uriel Antuna, Jesús Angulo, y Alexis Vega. Por Honduras anotaron Edwin Rodríguez, José Pinto, Carlos Meléndez, y José Reyes.

Como se esperaba, Jaime Lozano realizó modificaciones para darle descanso a parte de los jugadores que tuvieron más desgaste apenas el pasado domingo. El técnico dejó en la banca a su poderoso aparato ofensivo integrado por Sebastián Córdova, Uriel Antuna, y Alexis Vega. La oportunidad para mostrarse fue para Erick Aguirre, Alan Cervantes, y José Juan Macías.

Una vez más, Macías estuvo rebasado por su ansiedad de hacerse presente en el marcador lo cual le jugó en contra.

Fue hasta el 35′ que Macías logró aparecer con un tiro de zurda pero que salió desviado.

Para la segunda parte, Lozano decidió enviar de entrada a Uriel Antuna por Carlos Rodríguez para darle velocidad y desequilibrio a su ofensiva. Pero el timonel requería más intensidad, no aguantó más y mandó a la banca a Roberto Alvarado por Sebastián Córdova, aclamado por la afición.

Sin embargo, con varios jugadores en el frente, Honduras aprovechó los espacios, y comenzó a pisar el área en donde la figura de Sebastián Jurado. Pero los catrachos ya anticipaban lo que venía.

Al 70′ Macías estrellaba en el travesaño, y Alan Cervantes empujó al fondo pero estaba en fuera de lugar y el gol que le daba ventaja fue anulado.

Y justo después se dio el contragolpe, Alan Mozo despejó mal, el balón fue recuperado y Edwin Rodríguez disparó con rabia desde fuera del área para vencer a Jurado y enmudecer a los aficionados con el 1-0 al 71′.

México no se rindió, buscó y Macías provocó un penalti que él mismo cobró para empatar al 78′. El marcador no se movería más ni en los tiempos extras, y el desenlace se definiría en los penaltis donde México ganaría 5-4.

Publicidad