Este miércoles, la selección mexicana sub 22 enfrentó a su similar de Japón en la semifinal del Torneo Esperanzas de Toulon y se quedó a un pasó de la final, tras empatar 2-2 y caer en penales 5-4.

En el primer tiempo, hubo poco que comentar porque ambos equipos mostraron poca idea en ataque. La ocasión más clara de gol fue de Japón tras un terrible error de José Hernández, quien no controló bien un balón elevado que parecía de trámite y por poco termina en las redes.

Para el segundo tiempo, México salió al ataque y al minuto 50 convirtió el gol, luego de un gran remate de cabeza de Jesús Godínez, tras un centro de Alan Mozo por la derecha.

El partido siguió con pocas ocasiones, pero en el minuto 73, Yuki Soma se encontró con un balón rebotado en el travesaño; no lo pensó dos veces y sacó un potente disparo para poner el 1-1.

En los minutos finales, Eduardo Aguirre, quien entró de cambio al 73, marcó el segundo tanto de la selección mexicana de cabeza. Cuando el Tri acariciaba la final, Ismael Govea midió mal un pelotazo de Japón al minuto 92 e hizo un error monumental que aprovechó Koko Ogawa y envió el encuentro a penales.


En la tanda desde los 11 pasos, los dos equipos cobraron con autoridad, pero Alan Mozo fue el único que falló y México quedó fuera de la final. El próximo sábado 15 de junio, el Tri disputará el partido por el tercer lugar ante Irlanda,mientras que Japón enfrentará a Brasil en la final


Publicidad