El Covid-19 no ha permitido que la NBA termine su temporada 2019-20, pero no puede evitar que la liga se prepare para la 2020-21, y el comisionado Adam Silver no está perdiendo el tiempo.

El primer rumor que ha surgido incluye un calendario que tendría cambios notables en comparación con lo que se tiene acostumbrado, informó el insider Adrian Wojnarowski, pues menciona que hay bastante apoyo, de equipos y jugadores, para que la próxima temporada comience en diciembre y se extienda hasta julio o agosto (un cambio similar al que se rumora en la NHL).

Se resaltan dos ventajas de retrasar la fecha de inicio hasta diciembre: la primera es que habrá más tiempo para que pueda terminarse la temporada 2019-20, la segunda es que ese tiempo extra también ayudará a que el público pueda asistir a los juegos, pues sería más probable que el SARS-Cov-2 esté mejor controlado.

Te puede interesar: NBA abre vía para entrenamientos individuales a partir del 1 de mayo

El CEO de los Hawks de Atlanta, Steve Koonin. reconocido como uno de los personajes que más apoya este plan, resaltó otra ventaja de recorrer la temporada: “Comenzar la temporada en diciembre aumentaría la audiencia, ya que los equipos no tendrían que competir con los playoffs de la NFL o de la MLB”.

Esta idea ya circulaba en la NBA desde hace tiempo, con el objetivo de atraer más espectadores y no saturar al público, pues teniendo los playoffs NBA en agosto, un mes ‘muerto’ y sin demanda deportiva, tendrían toda la atención y además permitirían que el futbol americano llegara en septiembre y que el béisbol tenga su época fuerte en octubre mientras el basquetbol descansa para regresar hasta diciembre.

Una idea factible que ha encontrado en la pandemia por el Covid-19 el motivo para hacerse realidad

Publicidad