Christian Eriksen ha sido dado de alta de un hospital luego del colapso que el jugador de la selección danesa sufrió el pasado sábado en pleno partido de la Eurocopa en Copenhague, cuando tuvo que ser reanimado frente a los espectadores del estadio, su familia y millones de televidentes.

La noticia fue anunciada este viernes por la Asociación del Fútbol de Dinamarca en una actualización sobre el estado del deportista. “Christian Eriksen ha sido operado con éxito y hoy fue dado de alta del Rigshospitalet. Hoy también visitó a la selección nacional en Helsingor, y desde allí se irá a casa y pasará tiempo con su familia”, se lee en el comunicado en Twitter.

El mensaje incluye unas palabras del propio Eriksen, que agradece “la enorme cantidad de saludos” que ha recibido y confirma que la intervención “salió bien” y que se encuentra bien “dadas las circunstancias”. “Fue realmente genial ver a los muchachos de nuevo después del fantástico partido que jugaron anoche [contra Bélgica]. No hace falta decir que los animaré el lunes contra Rusia”, prometió.

Te puede interesar: Encuentran artefactos del siglo XVI en el centro de Moscú

Este jueves, el médico de la selección danesa, Morten Boesen, anunció que al centrocampista del Inter de Milán le sería colocado quirúrgicamente un desfibrilador automático implantable (DAI). Se trata de un dispositivo —similar a un marcapasos— que se utiliza para estimular el corazón mediante descargas eléctricas si este entra en un ritmo que no puede asegurar la contracción del ventrículo.

Eirksen, de 29 años, perdió la conciencia y se desplomó en el campo de juego en el minuto 43 del partido de la Eurocopa 2020 entre Dinamarca y Finlandia el 12 de junio. Tras ser reanimado por los médicos en el terreno de juego, el deportista fue trasladado a un hospital de Copenhague, donde fue estabilizado. El partido fue reanudado y acabó con la victoria de Finlandia por 0-1.

Cardiólogos deportivos han descartado que Eriksen pueda volver a jugar, pero el internacional danés no quiere rendirse y se ve impulsado por historias de otros jugadores, como el defensa neerlandés Daley Blind, quien continúa con su carrera profesional en el Ajax después de someterse al mismo procedimiento en 2019.

Publicidad