El sector restaurantero expresó su sorpresa ante el anuncio del Gobierno de la Ciudad de México de regresar a semáforo naranja, al sector se le mantenga en condiciones de semáforo rojo.

Tal es el hecho de seguir cerrados en el interior de los establecimientos, cuando en las condiciones previas a rojo, se les permitió abrir con el 30%.

Te puede interesar: Rentas de $15 mil, el costo de vivir en CDMX

A partir de la próxima semana, la industria restaurantera mantendrá el servicio solo en terrazas y espacios abiertos y podrán cerrar a las 22:00 horas y se aumenta a un máximo de cinco el número de comensales por mesas.

La Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), señaló que en estas condiciones la reactivación para el sector será limitada. Por esta razón, los restauranteros solicitarán a las autoridades capitalinas que para el 22 de febrero todos los restaurantes puedan abrir en interiores, con aforo reducido.

Cabe recordar, que según cifras de los restaurantes, aún el 40% de los establecimientos mercantiles no han podido ofrecer servicios por no contar con terrazas o banquetas, sumando 56 días cerrados desde el 19 de diciembre del año pasado que se decretó el regreso al semáforo rojo.

Publicidad