Plataformas como el Cobro Digital (CoDi) llegan a transformar nuestra vida y a eliminar los riesgos relacionados con el manejo de efectivo; sin embargo, este método de pago obliga a los usuarios a estar prevenidos y protegidos para evitar amenazas cibernéticas o nuevas formas de fraude.

Roberto Martínez, analista senior de Seguridad de Kaspersky, explicó que en una plataforma de cobro que utilice las tecnologías QR o de aproximación NFC, existen los siguientes riesgos:

  • Los cibercriminales siempre buscan vulnerabilidades en nuevas plataformas tecnológicas. Inevitablemente cuando hay tecnologías nuevas, hay nuevos riesgos.
  • Que la seguridad de dispositivos (teléfonos, tablets y computadoras) ya esté comprometida: el desconocimiento de las amenazas que pueden surgir a partir del uso de la tecnología arriesga a los equipos con malware o programas que se apoderan de las transacciones financieras o de tu información bancaria.
  • Tecnología NFC: al ser una plataforma inalámbrica, es relativamente fácil que la información sea interceptada si no cuenta con las medidas de seguridad adecuadas por parte de los desarrolladores de las apps de los bancos.
  • Código QR: hay códigos QR maliciosos que son colocados sobre códigos legítimos para despistar y estafar a los usuarios.

Para usar el CoDi de manera segura, el analista ofreció los siguientes consejos a los usuarios de esta plataforma, ya sea consumidores o dueños de establecimientos que han decidido adoptar esta nueva modalidad de cobro:

  1. Analice qué tipo de comportamiento ha tenido con su dispositivo móvil y evalúe si ha descargado apps o programas que no sean de las tiendas oficiales. Si es necesario, hay que restaurar los equipos a la configuración de fábrica.
  2. No descargue programas de tiendas no oficiales.
  3. ¡Los antivirus no son solo para las computadoras! Existen productos gratuitos para Android e iOS que nos ayudan a proteger nuestros equipos.
  4. Al momento de realizar un pago o cobro con un dispositivo móvil ¡no lo pierda de vista!
  5. Habilite el doble factor de autenticación en las apps que esté disponible.
  6. Active las notificaciones de sus movimientos bancarios.
  7. Limite el valor de sus transacciones de pagos.
  8. Bloquee su teléfono para que nadie pueda acceder a su información.
  9. Utilice contraseñas robustas.

“Hoy todos somos ciudadanos digitales y es muy importante que aprendamos a proteger nuestra vida digital: se trata de nuestra identidad y nuestro dinero. Por ello ay que elevar nuestro nivel de cultura porque este tipo de tecnologías son un blanco muy atractivo para los cibercriminales”, señaló Martínez.

Publicidad