Los más de 60 mil millones de pesos del Fondo de Estabilización de los Ingresos de las Entidades Federativas (FEIEF) se agotarán este 2020 para “aliviar” las finanzas de los estados, no obstante, aún usando todo el fondo no se alcanzará a cubrir el monto de Participaciones presupuestadas para este año, advirtió la agencia calificadora Moody’s.

María del Carmen Martínez-Richa, vice president-senior analyst de Moody’s Investors Service, indicó que, aunque las Participaciones al primer trimestre del 2020 crecieron en 3 por ciento respecto del mismo periodo del 2019, el impacto de la recesión económica en las Participaciones será visible a lo largo del año, razón por la que se agotará este año el FEIEF.

“Nuestro escenario es una caída de 7 por ciento en el PIB y bajo ese escenario que muy probablemente se va a concretar, sí estamos esperando que el FEIEF no va a ser suficiente con ese supuesto de caída. A pesar de que el fondo se va a utilizar completamente para compensar eso, creemos que, si no hay nada adicional, las Participaciones contando con el FEIEF, podrían decrecer en 2 por ciento respecto a lo que se observó en 2019”, advirtió.

Te puede interesar: Instruye AMLO repartir 60 mmdp del Fondo de Contingencia a estados

La analista recordó que la última vez que se usó el fondo de contingencia en su totalidad para compensar a los estados fue en la crisis de 2009, “ese año también se agotó”.

En conferencia de prensa virtual, Martínez-Richa alertó que si bien el FEIEF representará un alivio para sobrellevar la crisis actual, en años futuros los estados no contarán con una protección sólida, ya que estimamos que los ingresos que alimentan el fondo no serán suficientes para reconstruirlo rápidamente.

Explicó que el FEIEF se alimenta de dos ingresos, el primero es un ingreso recurrente del Fondo Mexicano del Petróleo, el cual ha aportado en los últimos 3 años en promedio alrededor de 3 mil 300 millones al fondo y, la segunda fuente proviene de ingresos excedentes del gobierno federal que, en esta coyuntura, será difícil de contar.

“El ingreso más recurrente para alimentar este fondo es el Fondo Mexicano del Petróleo y son 3 mil 300 millones de pesos que tendría el FEIEF el próximo año, es decir, no habría realmente un colchón fuerte en 2021. El problema sería que, en una circunstancia en que la economía mexicana no se recuperara el próximo año, no habría método de compensación”, previó.

En tanto, la analista dijo que todos los estados tienen cierto margen para contratar nueva deuda ante menores ingresos, tanto propios como los provenientes de Participaciones.

“De acuerdo con el Sistema de Alertas de la Secretaría de Hacienda, hay espacio para tomar deuda. En general el sector ha tenido un nivel de endeudamiento moderado desde Ley de Disciplina Financiera de 2016, el endeudamiento ha sido moderado lo cual ofrece ahora la posibilidad de tomarla sin poner en riesgo la calificación crediticia de los soberanos”, apuntó.

En el Presupuesto de Egresos de la Federación se aprobaron 951 mil 454 millones de pesos para Participaciones a estados, sin embargo, en el documento Pre-Criterios (1 de abril) se recortaron 76 mil millones de pesos y, después, en el Informe Trimestral de Finanzas Públicas al primer trimestre de 2020 (30 de abril) se revisó de nuevo la cifra para quedar en un recorte de 89.2 mil millones de pesos.

Publicidad