Las empresas de la industria maquiladora y manufacturera de exportación (IMMEX) perderán, al menos, 17 beneficios durante este año, detalló en entrevista Gerardo Tajonar, presidente nacional de Asociación Nacional de Importadores y Exportadores de la República Mexicana (ANIERM).

La primera resolución de modificaciones a las Reglas Generales de Comercio Exterior (RGCE) para 2020 realizada por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y el Servicio de Administración Tributaria (SAT) eliminó varias prerrogativas para las empresas exportadoras con certificación “AAA”, “AA” y “A”.

Te puede interesar: Venta de vehículos ligeros en julio tuvo caída anual de 31.3 por ciento, revela Inegi

Para Tajonar, uno de los beneficios perdidos que causarán mayor impacto será el que las empresas certificadas no podrán obtener sus devoluciones del IVA en plazos preferenciales de 10, 15 o 20 días después de presentada su solicitud de devolución.

Para la Confederación de Cámaras Industriales de los Estados Unidos Mexicanos (Concamin), con la eliminación de este procedimiento, los plazos para recibir una devolución podrían alcanzar hasta los 40 días hábiles, aunque en caso de existir requerimientos aclaratorios por parte de la autoridad, los tiempos de resolución de procedencia de la devolución podrían ser mayores.

La organización considera que esta acción afectará la liquidez de las empresas y el capital de trabajo de las industrias exportadoras.

A su vez, Luis Aguirre Lang, presidente nacional de index, señaló que la decisión que tomó el SAT tendrá un impacto negativo en las seis mil 410 empresas IMMEX del país.

“Con estas medidas, la recuperación de saldos a favor del Impuesto al Valor Agregado (IVA) será más larga y traerá afectaciones que apenas se están calculando”, apuntó.

Gerardo Tajonar enlistó otros de los beneficios que fueron suprimidos por la autoridad fiscal, entre los que destacan la eliminación del plazo de 60 días para el cumplimiento de regulaciones no arancelarias para la sustitución del embargo precautorio de mercancías, el plazo de 36 meses para la importación temporal de mercancías y el plazo de tres meses para rectificar los pedimentos.

“Los 17 beneficios que fueron suprimidos de la regla 7.3.1 de las Reglas Generales de Comercio Exterior (RGCE) para 2020 no podrán gozarse en la próxima renovación”, puntualizó Tajonar.

Publicidad