Tras el simposio anual de Jackson Hole, Estados Unidos, este fin de sema-na, el Banco de la Reserva Federal (FED) comenzará a disminuir la liquidez en los mercados financieros en noviembre, pero mantendrá su tasa de referencia en mínimos hasta 2023, estiman analistas económicos.

Fabrice Montagné, analista de Barclays Economics Research estimó: “El tapering, que es la retirada progresiva de los estímulos económicos planteados por la FED en Estados Unidos para hacer frente a la crisis sanitaria del año pasado, está en sus últimas semanas, pues la FED propone reducir la compra de bonos de deuda pública de manera progresiva para evitar un gran impacto”.

Para Marco Arias, analista de Monex, la compra de activos empezaría a moderarse entre noviembre y diciembre de este año, por lo que se espera que en la reunión del 21 y 22 de septiembre se den señales más claras. “La comparecencia de Jerome Powell, presidente de la FED, en el evento más esperado por los mercados fue visto con optimismo, pues se esperaba una postura más agresiva, pero siguió en la misma línea de cautela”, precisó Arias.

Anuncios
Publicidad