Washington.- Invertir 1.8 billones de dólares en cinco áreas de adptación climática a nivel mundial en la próxima década podría generar 7.1 billones de dólares en beneficios netos, informó hoy el grupo de expertos internacionales reunidos en la Comisión Global de Adaptación.

Las cinco áreas de adaptación climática son: sistemas de alerta temprana, infraestructura resistente al clima, agricultura mejorada de tierras secas, protección de manglares e inversiones para hacer que los recursos hídricos sean más resistentes, indicó.

El informe “Adapt Now: A Gobal Call for Leadership on Climate Resilience” presenta una visión sobre cómo transformar los sistemas económicos clave, haciéndolos más resistentes y productivos.

Elaborado por los líderes de la Comisión Global de Adaptación, exhorta a los gobiernos y empresas a tomar medidas urgentes para innovar y avanzar en soluciones de adaptación climática a la luz de los nuevos hallazgos de la investigación.

La Comisión está compuesta por 34 representantes y convocada por 20 países. Reúne a líderes del mundo político, empresarial, multilateral y científico para identificar soluciones e impulsar acciones.

Está dirigida por el exsecretario de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, el empresario Bill Gates y la economista búlgara Kristalina Georgieva, quien es vista como la única candidata para suceder a Christine Lagarde como directora del Fondo Monetario Internacional (FMI).

El informe puntualizó que la adaptación climática puede producir rendimientos económicos significativos. “El análisis encuentra específicamente que invertir 1.8 billones de dólares a nivel mundial en cinco áreas desde 2020 hasta 2030 podría generar 7.1 billones en beneficios netos totales”.

Apuntó que los recientes eventos han demostrado que el cambio climático afecta a las personas en todas partes y, sin acción, serán empujadas a la pobreza, lo que conducirá a un mayor conflicto e inestabilidad.

“El cambio climático no respeta las fronteras: es un problema internacional que solo se puede resolver con cooperación y colaboración, a través de las fronteras y en todo el mundo”, refiró Ban.

“Cada vez es más claro que en muchas partes del mundo nuestro clima ya ha cambiado y tenemos que adaptarnos a él”, puntualizó el también presidente de la Comisión Global de Adaptación.

“La mitigación y la adaptación van de la mano como dos componentes básicos igualmente importantes del Acuerdo sobre el Cambio Climático de París. La adaptación no solo es lo correcto, sino también lo más inteligente para impulsar el crecimiento económico y crear un mundo resistente al clima”, dijo.

Lanzado con eventos en más de 10 capitales y ciudades de todo el mundo, incluidos Majuro, Beijing, Nueva Delhi, Ginebra, Ciudad de México, Ottawa, Wainibuka, Washington DC, entre otros, el informe de la Comisión destaca los beneficios económicos, sociales y ambientales del clima.

Entre los beneficios se pretende restaurar los manglares en lugares como Tailandia, India y Filipinas, así como proteger a las comunidades costeras de las marejadas de tormentas.

El informe exige revoluciones en tres áreas: comprensión, planificación y finanzas. También explora cómo estos cambios importantes del sistema se pueden aplicar en siete sistemas interconectados: alimentos, medio ambiente natural, agua, ciudades, infraestructura, gestión del riesgo de desastres y finanzas.

Publicidad