Unos 14.38 millones de barriles diarios (mbd) de crudo, o un 15 por ciento de la oferta mundial de “oro negro”, desaparecerá del mercado este trimestre, según cálculos de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP).

La estimación, publicada este miércoles en el informe mensual de la OPEP, se basa en el recorte de producción acordado por la organización y sus aliados (grupo de 23 países conocido como OPEP+), entre ellos Rusia, de 9.7 mbd y que entró en vigor este mes, así como otras reducciones “voluntarias e involuntarias”.

Te puede interesar: Países productores de petróleo aplican recorte para apuntalar precios

Entre las primeras, el documento destaca los recientes anuncios de los socios de la OPEP Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos y Kuwait, de que profundizarán de forma independiente y voluntaria la rebaja a la que se han comprometido en el marco del acuerdo vigente.

De esta forma, retirarán juntos 1.18 mbd (1 mbd a cargo de Riad, 100 mil bd por parte de Abu Dhabi y 80 mil bd, de Kuwait).

Por otro lado, “otros productores, en particular petroleras de Estados Unidos, han reducido sus suministros al cerrar instalaciones o rebajar el nivel de bombeo”, ya sea debido a que los desplomados precios no cubren los costos de producción u otras razones como falta de demanda y lugar de almacenamiento.

La OPEP estima, en base a “diversas fuentes y anuncios de compañías, grandes petroleras incluidas”, que al menos 1.5 mbd de barriles estadounidense quedan bajo tierra en el correr de este trimestre.

También Canadá, Rusia y Brasil, entre otros exportadores de “oro negro”, extraerán menos de lo previsto.

Con ello, al recorte de la OPEP+ y las rebajas adicionales de los tres socios del Golfo Pérsico se sumarán otros 3.5 mbd de caída de suministros, totalizando una reducción de 14.38 mbd que debería ayudar a reequilibrar un mercado saturado de crudo y a apuntalar así a los precios del barril.

Pese a ello, el Gobierno saudí pidió a los demás países de la OPEP+ reducciones adicionales para hacer frente a la fuerte caída de la demanda causada por la crisis del coronavirus.

Según los cálculos de la OPEP, el consumo mundial de oro negro se desplomará este trimestre hasta los 81.30 mbd, un 17.26 por ciento menos que en el mismo periodos del año pasado, mientras que en todo 2020 caerá un 9.1 por ciento, hasta totalizar 90.59 mbd.

Publicidad