Petróleos de México (Pemex) suma una deuda de 104 mil 563 millones de dólares y 107 mil 713 millones de dólares en activos, es decir, dos mil 751 millones de dólares por arriba de la deuda, lo que la coloca como la petrolera más endeudada del mundo, según datos publicados este lunes por el periódico Reforma.

Informes financieros que son comparados y presentados al segundo trimestre de 2018 entre las diferentes petroleras refleja que la deuda que tiene Pemex supera a Petrobrasque es de origen brasileña, a la estadounidense ExxonMobil y la neerlandesa Shell, según datos de Bloomberg.

Si se analiza desde el punto de vista proporcional, Pemex debe el 97% de sus activos.

La empresa ExxonMobil, que se encuentra cotizada como la mejor del mundo, tiene una deuda frente a sus activos de 11%.

La deuda de Petrobras, equivale al 41% de sus activos. Aún en esta comparativa Pemex sigue siendo líder con la deuda más alta.

Desde el análisis de la experta en el tema Nymia Almeida, vicepresidenta senior para calificaciones corporativas de Moody’s en México, la fuerte carga fiscal, las ineficiencias operativas y los gastos de inversión han sido los principales factores de endeudamiento de la petrolera mexicana, además de la falta de flujo de su capital.

Pemex a pesar de las modificaciones sigue teniendo transferencias fiscales de parte del Gobierno que son sumamente altas.

Actualmente la petrolera mexicana entrega al fisco el 70% de su utilidad, 30% menos que el que venía dando en el 2013, donde entregaba el 100%.

“Es una empresa que está altamente endeudada, ya sea por generación de efectivo, total de reservas o total de activos”, explicó Almeida.

Desde el punto de vista de Almeida la deuda es generada por dos factores: la poca utilidad, lleva muchos años con una baja rentabilidad comparado con el tamaño de la deuda que tiene.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), desde su campaña propuso un nuevo plan de refinación para que la empresa sea autosuficiente en la producción de gasolinas.

La deuda de Pemex es tan grande que no podrá ser solucionada en lo inmediato pero podría ser un comienzo de estabilidad para la petrolera, expreso Almeida.

Publicidad