Durante la jornada de este viernes el peso logró recuperar terreno, lo que corrigió parte de la depreciación semanal, debido a que en Estados Unidos se moderó la especulación de que la Reserva Federal (Fed) podría subir su tasa de interés a un mayor ritmo en 2019.

De acuerdo con Banco Base, lo anterior se dio luego de que la inflación de septiembre en Estados Unidos se ubicó por debajo de lo esperado en la tasa anual de 2.3 por ciento.

La entidad financiera apuntó que la próxima semana seguirán dando a conocer indicadores, sobre todo para esa nación, pero lo más relevante serán las minutas de política monetaria de la Fed, el miércoles 17 de octubre.

Debido a esto, señaló que es poco probable que el peso se aprecie durante los primeros días de la siguiente semana, pues seguirá la guerra comercial entre Estados Unidos y China, y se espera que la moneda mexicana respete el piso de los 18.70 pesos por dólar.

De darse una depreciación, la parte alta sigue en el nivel de 19.20 pesos por dólar, que fue respetado esta semana y la semana anterior.

En este contexto, el dólar libre cerró la jornada de este viernes con un retroceso de 16 centavos, en comparación con la sesión de ayer, al venderse hasta en 19.26 pesos, y comprarse en un mínimo de 17.75 pesos en bancos de la Ciudad de México.

Publicidad