El SAT no transparentó la totalidad de recursos del uso y destino de donaciones para damnificados de los sismos de septiembre de 2017. Las aportaciones sumaron 5 mil 083 millones de pesos, sin embargo, sólo justificó 2 mil 460 millones (48.4%).

“Las deficiencias e insuficiencias detectadas denotan que la contribución del SAT para contar con un mecanismo ágil, transparente y efectivo de control y coordinación para que los recursos donados sean administrados y entregados en beneficio de la población fue limitada’’.

El reporte de la Auditoría Superior de la Federación a la Cámara de Diputados (ASF), señala que los resultados de la fiscalización mostraron que, a 2018, en materia de tramitación, el SAT recibió 12 mil 916 solicitudes de personas morales interesadas en recibir donativos deducibles del Impuesto Sobre la Renta y resolvió 4 mil 337 autorizaciones.

De esas solicitudes, 747 (5.8%) correspondieron a 2017 y 3 mil 590 (27.8%) a 2018; en cumplimiento del Reglamento Interior del SAT y del Manual de Organización del SAT.

Respecto de la publicación, la entidad no cuenta con una obligación que le establezca un plazo límite para la publicación de los informes de transparencia de las donatarias que recibieron donativos por los sismos de septiembre de 2017 y debido a que la información del último reporte se encuentra en explotación, se desconoce el monto total recibido para atender las afectaciones de los sismos de septiembre de 2017, así como su uso y destino.

No obstante, en el “Cuarto Reporte de Transparencia por Donatarias Sismos de septiembre de 2017”, publicado el 29 de mayo de 2019, se identificó un total de 5 mil 083.0 millones de pesos en donativos, de los cuales el 93.3% correspondió a donaciones en efectivo y el 6.7% restante a apoyos en especie.

Publicidad