Todos los empleos que se generaron con la reactivación de algunas actividades económicas en junio, otorgan compensaciones que no superan los tres salarios mínimos. 

La Encuesta Telefónica de Ocupación y Empleo (ETOE) del Inegi indica que, durante el sexto mes del año, cuatro millones 749 mil mexicanos se incorporaron al mercado laboral, pero 99% lo hizo con compensaciones que no superan los 369.66 pesos al día.

Te puede interesar: Virus ha destruido 23.87 millones de empleos en AL

Poco más de 322 mil personas se incorporaron a las filas de los mexicanos que ganan hasta un salario mínimo, en tanto que tres millones 492 mil mexicanos se insertaron en el mercado laboral con compensaciones de más de uno, pero hasta dos salarios mínimos.

Por su parte, 891 mil personas se sumaron entre quienes reciben más de dos, pero hasta tres salarios mínimos.

Las estadísticas indican que no hubo adhesiones a los mexicanos con ingresos por encima de los tres salarios mínimos.

Mientras que aquellos que no reciben una retribución económica por las actividades que realizan aumentaron en 214 mil personas.

Según especialistas, los bajos salarios se derivan de que la mayoría de empleos que se crearon con la reapertura gradual de los sectores económicos fueron informales.

La ETOE de junio indica que de los cuatro millones 749 mil mexicanos que se incorporaron al mercado laboral, tres millones lo hicieron sin contrato escrito, acceso a servicios de salud ni ahorro para el retiro ni la vivienda. Con esto, la población en la informalidad pasó de 22.6 a 25.6 millones entre mayo y junio.

Publicidad