Berenice Sandoval

Xalapa.- Directores y subdirectores de escuelas normales alertaron que el Gobierno federal quiere “matar de inanición” a las escuelas Normales del país.

Durante el Congreso nacional “Las Escuelas Normales: Una mirada hacia el futuro de la Educación Pública”, relataron los problemas económicos por la falta de dinero y retraso en la entrega de apoyos federales, la baja matrícula derivada de los efectos de la reforma educativa y agresiones contra instituciones.

Por ello, los académicos lanzaron un llamado a los ciudadanos a defender la educación pública del intento del Gobierno por privatizarla, pues a decir del subdirector académico de la Escuela Normal Rural Mactumactzá, de Chiapas, Horacio Meléndez López, hay un intento de “asesinar lentamente” a las Normales en el país.

“Con el ataque que se hizo y con la destrucción de los dormitorios por parte del Gobierno de Chiapas en 2003 perdimos la beca y quedamos con 240 alumnos, los demás se fueron casi obligados por parte de las autoridades, porque la intención es que las escuelas normales mueran de inanición, que no sea como un asesinato total, sino lento”.

El subdirector de la Escuela Normal de Tuxtla Gutiérrez, Julián Pérez González, aseguró que hay carencias en recursos humanos, tecnológicos e infraestructura, y cuyos problemas se agravan por la mínima entrega de recursos por parte del Gobierno federal.

“Los subsidios económicos son mínimos, no dan para poder subsanar las necesidades que se tienen en esta institución; estamos trabajando en números rojos porque tuvimos eventos académicos que no se pudieron costear”.

El subdirector de la Escuela Normal “Miguel F. Martínez” de Monterrey, Eduardo Ortiz Jaramillo, ha habido la disminución en los recursos que les entrega la Federación, que ha impedido la inversión en algo básico como el mantenimiento de su plantel.

Además, en todas las normales se enfrentan a la disminución crítica de su matrícula debido a que tan solo en tres años disminuyó el interés de los jóvenes al pasar de aplicar 2 mil exámenes de admisión a apenas 700 en este año.

“La reforma educativa ha ejercido un impacto fuerte sobe los aspirantes; las acciones (del Gobierno) indican que quieren desaparecer las Normales, con todo lo que se está viviendo pareciera que así es”.

Publicidad