Xalapa, Ver.- El apretón de dientes y las miradas evasivas fueron las constantes en la conferencia del gobernador Cuitláhuac García Jiménez, que en esta ocasión no dejó que sus colaboradores participaran. 

Acompañado del secretario de Gobierno, Eric Cisneros Burgos y del titular de Seguridad Pública (SSP), Hugo Gutiérrez Maldonado, el mandatario llevó la conferencia de cabo a rabo dejando en claro que ha “jalado la rienda” a sus colaboradores.



El primer caso fue el del titular de Gobierno, Eric Cisneros, a quien pidió tratar a toda persona agredida como víctima hasta que se demuestre lo contrario.

Esto con respecto a las primeras afirmaciones del funcionario que aseguró que la familia agredida en Coatzacoalcos, entre cuyos integrantes resultó lesionado un bebé, tenía ”antecedentes” haciendo referencia a temas delictivos. 

Mientras el mandatario dejaba claro la postura de su Gobierno, Cisneros Burgos mantuvo el gesto adusto, hasta que el gobernador volvió a cambiar el tema y solícito brindó su ayuda en otorgar datos al mandatario. 

El otro caso. la SSP, Hugo Gutiérrez, a quien intentó justificar en el caso de los cuerpos abandonados en bolsas de plástico en los municipios de Maltrata y Vega de Alatorre, y de quien el funcionario intentó deslindarse rápidamente al decir que no eran de Veracruz. 


Dijo que en este caso la información que tenían es que no se habían reportado hechos delictivos, pero que al ser información preliminar debió esperar antes de dar a conocerla.

En ambos casos, los funcionarios apretaron la mandíbula y evitaron intervenir hasta que el gobernador les pidiera información y es qué hay que recordar que anteriormente García Jiménez prácticamente silenció a Cisneros Burgos cuando éste quiso intervenir y responder por el mandatario en una de sus conferencias de prensa. 

Publicidad