Al saberse en último lugar en las preferencias electorales para 2018, el PRI intentará manipular el sentido del voto no sólo con el programa Próspera, sino ahora creará una dirección al sector rural llamado Promete, denunció el dirigente de la Unión General Obrero, Campesina y Popular, (Ugocp), Luis Gómez Garay.

Señaló que dicho programa, comenzó hace un par de años para apoyar, principalmente a mujeres del sector rural para financiar proyectos, pero ahora han sido modificadas las reglas de operación, para únicamente otorgar 3 mil pesos por beneficiario, lo cual es una cifra ridícula porque no alcanza para nada.

Además, dijo que para acceder al recurso se debe estar prácticamente afiliado a la CNC o a la CNPR, pues son las dos organizaciones que sólo pretende reconocer la Secretaría de Agricultura federal.

“Esta es una situación que están tratando de incluirla en las reglas de operación de los programas de apoyo al campo la próxima semana, y es muy preocupante, porque aquel campesino que no esté inscrito en la organización que le indique la Sagarpa, pues simple y sencillamente no podrán recibir nada”, expresó.

Luis Gómez Garay advirtió que el programa se llama Promete y viene funcionando desde el 2015, pero tiene demasiadas fallas, pues comenzó con el objetivo de financiar proyectos productivos encabezados por mujeres, pero se ha ido desvirtuando al grado, de ser sólo un programa paternalista para controlarlo en los procesos electorales.

Explicó que el programa Promete no sirve para apoyar la producción agropecuaria, pues únicamente consiste en hacer entrega de un pago de 3 mil 500 pesos a cada producto “y esa cantidad es risible, no puedes hacer nada con ese dinero para aplicarlos al campo”, refirió.

Publicidad