Xalapa, Ver. Han aumentado los amparos de médicos y trabajadores de la salud que buscan no atender pacientes en hospitales COVID-19, debido a que se encuentran entre los grupos vulnerables a la enfermedad. 

En la zona conurbada Veracruz-Boca del Río hay al menos tres trabajadores que lograron amparos  para evitar seguir trabajando porque son adultos mayores o tienen padecimientos como hipertensión o diabetes. 

El abogado Jorge Reyes Peralta dijo que ha llevado al menos seis casos, en Veracruz y en la Ciudad de México y que en Veracruz Puerto y el área conurbada son tres casos.

Te puede interesar: Se amparan discapacitados contra Gobierno de Cuitláhuac

A esto se suma que hay nueve amparos para médicos y enfermeras que se quejaron porque en los hospitales no les otorgaron el equipo de protección para evitar contagios. 

“En Veracruz fueron nueve casos y en la Ciudad de México fueron alrededor de 25 casos; nadie estaba preparado para esta contingencia“.

Dijo que la recomendación es acudir a la protección de la justicia federal, ya que si justifican su situación el juez de distrito les concede la suspensión de plano.

Publicidad