Consejeros del OPLE determinaron trasladar la paquetería electoral de los consejos municipales de Nogales, Coxquihui, Cazones de Herrera y Villa Aldama durante las votaciones del 6 de junio; así como mayor seguridad.

Los documentos serían trasladados a Xalapa; mientras que los de Nogales a Camerino Z. Mendoza.

Esto para poder llevar a cabo y sin incidentes las sesiones de cómputo, tras los hechos violentos y quema de documentación electoral durante la jornada.

Se detalló que en Nogales fue incinerado un paquete; en Coxquihui, los integrantes del Consejo Municipal dejaron su encargo, aunque no de manera oficial.

Te puede interesar: Morena y aliados aventajan en 25 distritos de diputación local

En Villa Aldama, la presencia de personas alrededor de la sede del órgano hace inviable que allí se lleve a cabo la sesión de cómputo municipal.

Se trata de Tamalín, Zontecomatlán, Chiconamel, El Higo, Coyutla, Chumatlán, Tonayán, Cosautlán, Tenochtitlán, Tlacolulan, Tenampa, Tepatlaxco, Ciudad Mendoza, Ixhuatlancillo, Rafael Delgado, Mixtla de Altamirano, Las Choapas, Tantoyuca y Tlalixcoyan.

“Solamente seguridad, con seguridad se inhiben muchas cosas”, precisó el consejero presidente.

“Esos son los municipios que todos analizamos y tienen una fuerte carga o una gran necesidad para decirlo más fuertemente de seguridad, son 18 municipios donde creemos que se requiere más vigilancia y con eso se arregla el asunto, se bajan los ánimos”, aseguró Bonilla Bonilla.

Publicidad