Del 16 al 20 de junio en las sedes ubicadas en el Centro Cultural El Moral, el parque Doña Falla, el Centro Recreativo Xalapeño (CRX) y la explanada de Xallitic, la tercera edición del Festival del Pambazo se confirmó como una tradición que año con año contribuye a la reactivación económica en el municipio y sus alrededores.

El expositor representante de Los del Sur Cochinita, Rodolfo Montero, recordó que el año 2020 representó importantes afectaciones para el sector gastronómico, pero que el hecho de haber sido invitados a participar en este evento fue una oportunidad para dar a conocer su negocio y sus productos.

“Estar aquí nos está ayudando mucho porque aparte de la venta directa, hemos tenido clientes potenciales que nos han conocido desde el jueves y han ido a la sucursal a consumir el producto”, dijo.

Te puede interesar: La Orquesta Municipal y ensambles, en el festival Reactiva Xalapa

De acuerdo con Francisco Sáenz Olmos, de La Naval Xalapa, algo que ayuda a las ciudades a crecer es precisamente contar con eventos tradicionales como ya lo es el Festival del Pambazo, donde además, los productores encuentran un sitio para incrementar sus ventas.

“Estamos vendiendo aproximadamente como 250 a 300 pambazos, hay locales que ya tienen un poquito más de años participando, que los reconoce más la gente, pero también andan entre los 200 hasta los 800 pambazos porque la verdad es que se vende bastante”, detalló.

El comerciante panadero, Ranulfo Suárez, respondió a la convocatoria del Ayuntamiento desde Xico y agradeció la oportunidad brindada para tener un espacio de trabajo que generara ingresos en un contexto muy complicado como consecuencia de la pandemia por la presencia del Coronavirus.

“Estamos agradecidos con la administración, encontramos resultados en este festival, veníamos de estar en paro y con este evento hay flujo de dinero, de trabajo y vamos bien”, expuso.

En materia de procuración sanitaria, la escuela de Gastronomía Mise En Place puso el ejemplo con la disponibilidad de gel desinfectante de manos para todas las personas que los visitaron, además del uso permanente de guantes y cubrebocas.

“Todo este tipo de eventos se están aprovechando al máximo, igual tratando de tener las medidas de seguridad posibles. Los materiales que usamos están hechos al día y tratamos de no reutilizar los materiales por lo mismo de que haya contaminación cruzada o algo por el estilo”, explicó la encargada del stand.

Publicidad