Veracruz (SPI).- El emblemático barco de Greenpeace, el Rainbow Warrior, que arribó hoy al puerto de Cozumel, llegará a finales del presente mes al puerto de Veracruz, donde los ciudadanos podrán subir y admirar el trabajo de la organización ecologista.

El barco de Greenpeace llegó hoy en el marco de la COP13 del Convenio de la Diversidad Biológica, que se desarrolla en Cancún, donde se discutirán temas clave para la conservación de la biodiversidad marina, agrícola y forestal.

Greenpeace revisará los avances del Plan Estratégico para la Diversidad Biológica 2011-2020 y las metas de Aichi, particularmente la 11, 12 y 18 con relación a reservas marinas, extinción de especies y la relevancia del conocimiento tradicional para la conservación de la biodiversidad respectivamente.

En ese marco, un grupo de investigadores mexicanos utilizará la embarcación y sus lanchas para hacer censos de corales y peces en el Sistema Arrecifal Mesoamericano, visitando Cozumel, Isla Contoy, Arrecife Alacranes, Cayo Arenas, Islas Triángulo, Arrecife Obispo y Cayo Arcas.

El objetivo de este estudio es conocer el estado de los arrecifes de coral en Áreas Naturales Protegidas y los impactos que sufren por las actividades humanas para poder hacer recomendaciones al gobierno mexicano sobre la conservación de estos ecosistemas. Los resultados se darán a conocer hacia marzo de 2017. En el estudio participará el Centro para la Diversidad Biológica e investigadores de  la UNAM y la Universidad de Baja California.

A su paso por Cancún, el barco y su tripulación participarán el próximo 11 de diciembre en el Global Canoe, un recorrido en kayaks, canoas y veleros que reunirá a líderes de pueblos indígenas y comunidades locales de México, Centroamérica, Marruecos y Amazonia, al lado de activistas y ciudadanos para llamar la atención de los líderes reunidos en la COP13 para que reconozcan y garanticen el respeto de los pueblos como principales defensores de los recursos del planeta.

El Rainbow Warrior navegará hasta el Puerto de Veracruz, donde abrirá sus puertas para que la gente lo visite del 21 al 23 y del 27 al 30 de diciembre y conozca su trabajo en defensa del medio ambiente alrededor del mundo.

El 7 de enero, la embarcación atracará en Puerto Progreso, Yucatán, donde recibirá a agricultores y apicultores mayas quienes expondrán ante las autoridades de ese estado los impactos a la biodiviersidad derivados del modelo agroindustrial impulsado por el gobierno federal, así como el urgente rescate del modelo de agricultura ecológica en la región, impulsada principalmente por comunidades campesinas e indígenas.

Greenpeace junto a las comunidades impulsará la agricultura ecológica para que los gobiernos de Campeche y Quintana Roo se sumen a Yucatán para que juntos declaren una política regional de eliminación de agrotóxicos en sus cultivos y una Península libre de transgénicos.

Publicidad