¿A dónde quieren llevar a Veracruz?

Anuncios
Anuncios

El pasado domingo, las autoridades del Organismo Público Local Electoral (OPLE), nos dieron a conocer, pasadas las once de la noche, los resultados preliminares de la elección a gobernador.

Durante aquella sesión permanente, la autoridad electoral nos vendió que un Comité Científico informaría quien estaba arriba en las preferencias electorales. El nerviosismo del presidente del OPLE, Alejandro Bonilla Bonilla, era evidente al momento de abrir el sobre cerrado que entregaron los expertos en estadística y personas honorables.

alejandrobonilla

De inmediato, en Veracruz y en el país se supo que el candidato de la alianza PAN-PRD, Miguel Ángel Yunes Linares tenía la más alta preferencia. Nadie dijo mas, se aceptó el trabajo de los científicos.

A menos de cuatro días, ahora resulta que hay miles de irregularidades, que casi 90 mil votos pueden anularse y con ello el candidato del PRI Héctor Yunes, tendría una nueva esperanza.

Los números no mienten, los mentirosos los usan para mentir. En lo lineal, dos mas dos son cuatro.

Parecen patadas de ahogado.

 

Publicidad