Javier Roldán

En realidad, todo es cuestión de karma: su gobierno está ‘para el arrastre’

Desde el inicio de su administración, Cuitláhuac García, supo de la indignación que causa entre la ciudadanía, la utilización de empresas privadas de grúas, para que, a criterio del conductor de la misma, arrastren automóviles ‘mal estacionados’, a los corralones.

Obvio, la decisión de quien está infringiendo la ley, es del gruyero, los cuales tienen (dicen), por obligación, una cuota diaria de vehículos a encerrar. Así pues, para que el responsable del automotor lo pueda recuperar, tiene que pagar alrededor de 2,000 mil pesos sin derecho a ningún tipo de alegato, así lo haya dejado perfectamente estacionado.

Anuncios

Estas concesiones, no se originaron en el actual gobierno, sin embargo, ante el negocio redondo que significan, las mantuvieron como ‘caja chica’ para lo que se ofrezca, cabe aclarar, que el control del asunto está en la Secretaría de Seguridad Pública.

Lo anterior, porque a poco más de cuatro meses de que termine su ‘mandato’, el Cui anuncia que enviará una iniciativa al Congreso, para que se regule el asunto. De acuerdo al portal formato7.com, esto dijo: “Con respecto a la ley puse la envié hace meses en el Congreso, nada más que se tardaron y la retiré porque no quiero que se quede ahí estancada. La voy a reenviar y le haré tres correcciones para que sea diferentes”, dijo. Explicó que tuvo que retirar el documento porque si se queda “estancado” después ya no se iba a poder “revivir”, y que tendrá el objetivo de eliminar los vicios que se presentan en el servicio de grúas”.

Cinco años y ocho meses permitió el ‘negocito’, ahora sale con que lo quiere solucionar. Decía el clásico que lo peor que nos podía pasar era convertirnos en un país de cínicos…desde luego, el Cui, nunca leyó al clásico.

Posdata de autopartes: luego hablamos de las ‘desvalijadas’.  

Publicidad