Salvador Muñoz

Entender a Cuitláhuac García Jiménez no es fácil, igual que entender la Cuarta Transformación… pero lo de la Cuarta, es otro tema… lo de Cuic viene a cuento por esa expresión de la empañada y cito algunos casos:

Dos masacres que sin duda marcan su gobierno, como lo es el caso de Minatitlán y Coatza con Caballo Blanco.

El ser primer lugar en feminicidios a nivel nacional debe ser una pena que avergüenza a todos los sectores de la sociedad veracruzana.

Últimamente, la ola de ataques sexuales a mujeres en el Puerto Jarocho. Otro caso para que el pudor se refleje en nuestro rostro.

La desaparición de personas en Ixtaczoquitlán por parte de policías municipales.

El homicidio del diputado Juan Carlos Molina, previo a la visita al recinto legislativo por parte del Ejecutivo estatal.

Son cinco puntos, en lo que respecta a la inseguridad que prevalece en el estado, que fácilmente, cualquiera de ellos, yo sí creo que empañan con demasía el Primer Informe de Gobierno de Cuitláhuac García Jiménez.

En el tema de (in)Gobernabilidad, baste recordar Santiago Tuxtla y la intención que prevalecía de suspender al Ayuntamiento para crear un Concejo Municipal, lo que no prosperó, aunque sí se dio en Mixtla de Altamirano, lo que muchos consideran que fue precipitado… ¿se acuerdan de Chinameca? ¿cuando el gobernador llegó a la plaza de este lugar tras cinco días de protesta porque no quería el pueblo un relleno sanitario en sus terrenos? Ahí simplemente se vio de qué estaba hecho el secretario de Gobierno. ¿O qué decir del regreso de los 400 Pueblos en la Plaza Lerdo o el parque Juárez? ¿O la que mantuvo en su momento frente a Palacio Legislativo el cardenismo? Chinameca por supuesto se lleva los palmarés por poner en jaque al mismo Gobernador quien tuvo que ceder a las pretensiones del pueblo.

Recesión económica… poco puedo hablar de eso por no saberlo. Lo que sí sé es del cierre de negocios de algunos amigos restauranteros, o de la molestia de hoteleros en Xalapa ante la facilidad con que mienten tanto las autoridades municipales como estatales con sus cifras alegres que contrastan con la realidad. No hay flujo y si hay ventas, son tarjetazos, ésos que mensualmente te aprietan el gaznate.

¿Juan Carlos Molina no empaña su informe?

Entiendo la expresión de Cuitláhuac, pues es comprensible que él no entiende el tamaño de un diputado local, y por ende, tampoco le ha de quedar en claro el tamaño de un legislador federal, un senador o un presidente municipal… como él, son representantes de poderes y el posicionamiento de García Jiménez creo que debe de preocupar… no sólo por considerar que el asesinato de Molina Palacios no empañe su informe, no… sino porque con su expresión nos dimensiona el tamaño de Gobernador que tenemos, el tamaño de político que tenemos, el tamaño de persona que es…

Al final, pues, no es su culpa, tampoco del Tsunami AMLO, y mucho menos de quienes le dieron el voto porque creen (aún) en un cambio… las circunstancias lo pusieron en donde está, igual que a Güicho Domínguez cuando se sacó la lotería en esa famosa telenovela… al final, nos queda claro, Cuitláhuac se empaña solo.

smcainito@gmail.com

Publicidad