Rolando Herrera

CIUDAD DE MÉXICO.- En los primeros ocho meses de este año se registró un aumento del 45.7 por ciento de las llamadas de emergencia para reportar violencia contra mujeres, niñas, niños y adolescentes respecto al mismo periodo de 2019, informó Fabiola Alanís, titular de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim).

Este incremento, explicó la funcionaria durante la conferencia mensual del Grupo Interinstitucional de Estrategias contra las Violencias (GIEV), se debió principalmente a la promoción realizada por el Gobierno para denunciar los delitos y abusos de los que son víctimas las mujeres.

De enero a agosto de este año, detalló, se recibieron en el 911 un total de 178 mil 31 reportes de violencia de género, en tanto que el año pasado sumaron 122 mil 217.

“Es importante decir que, hay un crecimiento de las llamadas -y lo podemos ver en la siguiente lámina- porque en el marco del Covid hubo una gran campaña integrada a través de este grupo interinstitucional para difundir al 911 como el espacio para el registro de las llamas de emergencia. Tuvo una gran difusión en todos lados, el conocimiento del 911, por eso se incrementaron las llamadas”, aseguró.

Respecto de los homicidios contra mujeres y feminicidios, agrupados en su conjunto, dijo, Éste tuvo un incremento constante entre 2015 y mediados de 2017, inició con alrededor de 150 muertes violentas por mes hasta alcanzar las 323 defunciones.

Te puede interesar: Mujeres en Veracruz propensas a vivir violencia ante confinamiento

Sin embargo, destacó, a partir de junio de 2017 estas muertes violentas se han mantenido con menos cambios, con un pico en diciembre de 2018, en el que se alcanzaron 359 defunciones. 

“En el periodo enero- agosto de 2020 se observó un incremento de 1.4% respecto del mismo periodo de 2019 (2 mil 516 defunciones en 2019 a 2 mil 551 en 2020).  En agosto de 2020 el número de muertes violentas fue menor que en julio 2020, y menor en 12% al de 2019 (343 en 2019 y 301 en 2020”, indicó.

En el documento presentado por Alanís, titulado “Radiografía de la violencia contra las mujeres y las niñas en México”, se establece que los datos de las instituciones encargadas de atender la violencia contra las mujeres hasta el momento no reportan de manera concluyente un aumento de este tipo de incidentes; sin embargo, están conscientes de la llamada cifra negra.

“En el grupo interinstitucional de estrategias contra la violencia hacia las mujeres sabemos que puede existir un aumento de la violencia que no haya sido registrado por las estadísticas, por lo que continuamos trabajando para disminuir y mitigar el riesgo y avanzar hacia la erradicación de la violencia contra las mujeres”, se precisa.

Publicidad