Con solo dos mililitros de saliva es posible detectar el SARS-CoV-2, así lo comprobó un equipo de científicos de la UNAM que diseñó este método que además de disminuir el riesgo para el personal de salud y acelerar el diagnóstico, es 50 por ciento más económico respecto a las pruebas PCR que implican la recolección de muestras con hisopos en nariz y garganta.

Susana López Charretón, del Departamento de Genética del Desarrollo y Fisiología Molecular del Instituto de Biotecnología (IBt), quien junto con su equipo han aplicado este procedimiento en pacientes de Morelos, explicó que ante los planes para levantar las restricciones de movilidad, es necesario aumentar la capacidad de pruebas de laboratorio, y las basadas en saliva, dijo, pueden ser una alternativa.

Te puede interesar: Estudio liga caída de apoyo a gobiernos con mala gestión de la pandemia; México entre los que más ha perdido

La ganadora del Premio L’Oréal-UNESCO para las Mujeres en la Ciencia 2012 refirió que un método similar, diseñado por la Universidad de Yale, ya fue aprobado por la FDA para su uso en Estados Unidos, mientras que en Japón también ha comenzado a realizarlos de manera masiva.

“Sería una gran ventaja para nuestro país. De hecho, ya nos escribieron de España para que les comentemos nuestras experiencias y empezar a trabajar con este sistema en sus comunidades”, apuntó.

La también ganadora del Premio Universidad Nacional 2013 en la categoría Investigación en Ciencias Naturales, señaló que el estudio lo realizaron en colaboración con el sistema de salud de Morelos desde junio, con las caravanas de salud, y confió que sea posible aplicarlo en el corto plazo en otros estados.

Asimismo, la experta en epidemiología, diagnóstico y metagenómica viral, dio a conocer que en el Instituto de Biotecnología ya trabajan en el diseño de una prueba diagnóstica serológica, que permita identificar a quienes ya estuvieron infectados, pero fueron asintomáticos.

Publicidad