El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que “duele mucho” que sean jóvenes los que ahora cometen delitos en el país y los que más están en la cárcel, por lo que insistió en la necesidad de darles más atención.

Luego de que ayer un estudiante de 11 años disparó en su escuela en Torreón, Coahuila, y después se suicidó, el Presidente afirmó hoy en Nuevo Casas Grandes, Chihuahua, que urge reforzar la atención a los jóvenes y darles oportunidades.

“Hay que poner atención a los jóvenes, es muy importante la adolescencia, es la edad más riesgosa y debemos garantizar que todos tengan educación, por eso las becas. Y hay que atender a los jóvenes porque duele mucho lo que está sucediendo, los que cometen delitos son jóvenes, en las cárceles son jóvenes”, comentó. 

Insistió en que su gobierno está enfocado en dar programas que ayuden a los jóvenes y evitar que caigan en las redes de la delincuencia.

López Obrador reiteró que sigue trabajando para establecer las bases de la transformación y lograr el cambio necesario para que haya desarrollo y bienestar

“Por eso me ando apurando trabajando 16 horas por si en mala hora regresan los corruptos les cueste trabajo. Me pusieron una manta de ‘bienvenido a la ciudad de los baches, señor Presidente’, así que ya hablé con el gobernador y vamos a darle una reparada, es mi compromiso”, agregó entre aplausos y volvió a pedir unidad con el gobierno estatal.

Publicidad