La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) emitió una serie de recomendaciones a las personas que se dispongan a viajar en los diferentes medios de transporte en la “nueva normalidad”.

A través de un comunicado, la UNAM señaló que será necesario realizar “filtros sanitarios donde se mida la temperatura, asientos separados, usar de manera obligatoria cubrebocas y caretas, y esperar turnos para comer durante un vuelo de avión”.

La casa de estudios señaló que las medidas a considerar corresponden en conjunto al viajero y al sector turístico.

“Es importante tomar en cuenta que la mitad de la probabilidad de contagiarse se controla con el uso de equipo de protección y medidas de higiene personal. Además, en los aeropuertos o terminales de autobuses será obligatorio el uso de cubrebocas y caretas faciales”, señaló Baruch Díaz Ramírez, responsable de la Clínica de Atención Preventiva del Viajero de la UNAM.

Agregó que los viajeros tendrán que  ser “conscientes de las implicaciones que tiene desplazarse a un destino y conocer sus condiciones sanitarias”.

El especialista recomendó que además de los filtros sanitarios se tendrá que hacer llenado de declaratorias de salud en línea que provean de información a los prestadores de servicios.

Te puede interesar: Pide rector de la UNAM a universitarios ser prudentes en vacaciones

“En algunas circunstancias será necesario instalar aplicaciones de las autoridades locales para que, en caso de alguna eventualidad, se pueda rastrear la trayectoria de los visitantes e informarles si estuvieron en contacto con el SARS-CoV-2”, señala el comunicado 

En el caso de viajar en avión o en autobús “será prácticamente indispensable guardar un asiento de distancia entre cada pasajero, pues estos transportes no cuentan con sistemas de aire eficiente. Sin embargo, en las aeronaves no será así, pues su filtrado laminar disminuye el riesgo de transmisión de virus respiratorios”.

“En un avión ya no se repartirán alimentos y bebidas, sino que desde el inicio se ubicarán en los asientos. También se establecerán turnos para que coman, porque se retirarán los cubrebocas, y el hecho de que dos pasajeros de una misma fila coman al mismo tiempo representaría un riesgo”, explicó el académico. 

Recordó que si algún destino tiene semáforo rojo no se permitirán los viajes no esenciales y cuando el semáforo esté en naranja o amarillo se puedan realizar viajes sólo regionales.

Díaz Ramírez también recomendó evitar salir de viaje entre octubre y noviembre, por temporada de influenza estacional y aconsejó esperar hasta diciembre de este año o enero de 2021 para empezar a planificar viajes intercontinentales. 

De acuerdo con la UNAM, estas medidas se han establecido por consenso entre la Asociación Internacional de Transporte Aéreo, la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización de Aviación Civil Internacional y la Organización Mundial del Turismo.

Publicidad