Veracruz no es un foco rojo para el gobierno federal respecto al número de contagios y defunciones por COVID-19.

Sin embargo, hay otras entidades que sí “preocupan”, reconoció el presidente Andrés Manuel López Obrador en su conferencia de prensa matutina de este lunes en Quintana Roo.

López Obrador señaló que hay focos rojos y “hay más problemas” en el estado de Tabasco, en donde se relajaron las medidas de prevención, además de registrar repuntes leves en Chiapas.

“Tabasco es donde tenemos todavía más problemas; en el caso de la Ciudad de México hay una situación, vamos a decir, controlada y con disminución, lenta, pero con disminución”.

“Aquí (en Cancún, Quintana Roo) ya se dijo hay un descenso, También es muy claro en Tijuana, en donde inició, igual que en Quintana Roo, igual que en la Ciudad de México”, declaró el Ejecutivo.

Añadió que también hay un descenso en Sinaloa, aunque “no como quisieran” las autoridades.

“Tuvimos una situación de incremento de casos en Acapulco (Guerrero) pero ya se estableció, se controló; ahí más que nada por el número de camas que se requerían con ventiladores, pero ya se resolvió, tenemos ya camas disponibles con ventiladores y no ha crecido el número de infectados”, expuso.

Al enumerar los “focos rojos” para el gobierno federal como parte de la pandemia, López Obrador destacó que en Veracruz existe una situación controlada, al igual que en Puebla.

“En el caso de Veracruz está conforme a lo proyectado por los médicos, por los científicos y los matemáticos, de acuerdo con lo que se estableció.

“Puebla lo mismo, sólo es Tabasco y esperemos que empiece ya a disminuir; hay una especie de rebrote, aunque estaba a la baja, se relajó la disciplina y hubo un rebrote y eso es lo que se está padeciendo actualmente”, sostuvo.

El mandatario añadió que en Yucatán el número de contagios está a la baja, así como en Campeche, uno de los estados menos afectados del sureste del país.

“Chiapas ha crecido últimamente pero no en una situación alarmante, eso es en general el panorama”.

En cuanto a las grandes urbes destacó el caso de Jalisco, en Guadalajara, cuya zona metropolitana tiene pocos contagios; al igual que en Monterrey.

Subrayó que se cuidará el regreso a las actividades productivas y las empresas siguen haciendo su solicitud para trabajar con protocolos y que no se descuide la salud de los empleados.

Publicidad