El Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE) de la Secretaría de Hacienda inició hoy la subasta pública de 148 lotes con un total de dos mil joyas, muchas de estas incautadas al crimen, cuya recaudación servirá al gobierno federal para rehabilitar caminos en Michoacán.

En el Centro Cultural «Los Pinos», el director del SAE, Ricardo Rodríguez Vargas dijo que se registraron 70 personas en la puja de las joyas incautadas a la delincuencia, que se encontraban en bodegas de este organismo o fueron regalos a funcionarios y regresadas por estos a la dependencia.

Recordó que se trata de la tercera subasta que se realiza, luego de las de automóviles y de terrenos y casas. El monto recaudado será dado a conocer por el presidente Andrés Manuel López Obrador, aunque se estima una recaudación de 21 millones de pesos.

Publicidad