El gobernador de Texas, Greg Abbott, dijo el domingo que los daños provocados por el huracán Harvey ascenderán a entre 150 mil millones y 180 mil millones de dólares, superando a fenómenos climatológicos anteriores como Katrina o Sandy.

Harvey, que tocó tierra el 25 de agosto como el huracán más potente que golpea Texas en 50 años, dejó una cifra estimada de 47 muertos y desplazó a más de 1 millón de personas tras provocar destrozos en una zona superior a los 480 kilómetros.

Abbott, que está pidiendo ayuda del gobierno para reparar su estado, afirmó que los daños superarán a los provocados por Katrina, que devastó Nueva Orleans y sus alrededores en 2005, y Sandy, que golpeó a Nueva York y el noreste del país en 2012.

 

Publicidad