(SPI) El dirigente estatal del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Manuel Huerta Ladrón de Guevara, solicitó al Órgano de Fiscalización Superior (Orfis) que practique una auditoría a la Secretaría de Salud por el caso de los trabajadores que aparecen en nóminas de empresas.

Señaló que debe haber culpables por la filtración de la base de datos de los trabajadores de salud a empresas fantasma, pues indicó que el gobernador Miguel Ángel Yunes Lunares o el secretario de Salud tienen la capacidad para ordenar movimientos de nómina de esa naturaleza.

“Nosotros sostenemos que hay una responsabilidad por parte de quien tenía los datos, estos no se tienen en la escala de los directivos menores, los tienen lo directivos mayores y por eso requieren autorizaciones a nivel del gobernador o del secretario de Salud y ahora decir que todo se borra a partir del 11 de abril y decir que todo se acaba, pues la verdad es que no se les cree; Morena va a plantear una auditoría no solo del SAT sino que el Orfis debe auditar a la Secretaría de Salud”, subrayó.

Manifestó que resulta no creíble que una de las empresas involucradas en el caso de los trabajadores de la Secretaría de Salud que aparecen en nóminas de empresas solo ofrezca disculpas para deslindarse del tema.

Además, consideró que una empresa no timbra por error una nómina durante cinco meses consecutivos, ya que se deben contar con el nombre, RFC, CURP y otros.

Aclaró que el sistema del Sistema de Administración Tributaria requiere capturar dato por dato de los contribuyentes, por lo que no descartó que yaha cometido dolo

“Es muy lamentable que quieran evadir la responsabilidad a partir de una simple disculpa y una ligera investigación de lo que está pasando en la Secretaría de Salud con la nómina fantasma, es lo que plantea la empresa que ya dio la cara públicamente para plantear que fue un error, no es creíble, no es posible cometer un error de timbrado de nómina de esa magnitud”, insistió

Por último, reiteró que la empresa Tornado Consulting Group es una empresa que sirvió a intereses electorales del PAN.

Publicidad