Jair García

Xalapa.- El esfuerzo de haber creado un nuevo marco jurídico en materia electoral para Veracruz, de nada sirvió, mientras las decisiones tomadas por los consejeros sigan siendo equivocadas, prueba de ello, es que la Sala Regional del Tribunal Federal Electoral ordenó al OPLE destituir al secretario ejecutivo Héctor Roa Morales, mencionó el investigador de asuntos electorales de la Universidad Veracruzana, Leopoldo Alafita Méndez.

Advirtió que todas las malas decisiones en el fondo son ordenadas por el PRI para conservar el control, pero las autoridades jurisdiccionales están revocando todos esos abusos.

Por ello consideró que no sirvió de nada crear un nuevo Código Estatal Electoral, pues las instituciones siguen equivocándose por el mal actuar de sus funcionarios y por ende, el sistema político en Veracruz aún es deficiente.

“Esto problema no es una cuestión personal, no es cuestión de personalizar el asunto, sino es todo el conjunto administrativo del proceso electoral que está controlado por el PRI, ese es el punto. No se puede confiar, pues son los gobiernos los que siguen dando instrucciones a sus operadores políticos para que armen todo el tinglado en los acuerdos políticos, los cuales vienen desde la federación”, agregó.

Lamentó que el PRI, tenga las manos metidas no solo en el OPLE sino todo el proceso electoral en Veracruz, pues se puede ver una campaña de Estado a través de sus secretarías y delegaciones federales pintadas de rojo, como es el caso de la Sedesol y sus programas dirigidos a la compra de votos.

Por esta situación y por lo patético de las campañas políticas, indicó que la ciudadanía la está asqueada de todo el proceso electoral y desea que termine pronto, pero sobre todo que el voto sea respetado.

 

Publicidad