En la Cámara de Diputados la bancada del Partido Acción Nacional (PAN) advirtió que decisiones del Gobierno Federal, como recortar los recursos a organismos autónomos como el Instituto Nacional Electoral (INE), en el marco de la aprobación del Presupuesto 2020, perfilan un peligroso acercamiento a la “dictadura”.

La diputada Mariana García añadió que a ello se suman otras medidas como el nombramiento “a modo” en la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) y la presentación de una terna de personas cercanas al Presidente de la República, como aspirantes a un asiento en la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

La legisladora señaló que su partido y su fracción parlamentaria está analizando qué acciones legales tomar ante la aprobación irregular del Presupuesto 2020, pues en el caso de recursos de inconstitucionalidad, requiere el apoyo de al menos el 33 por ciento de los diputados.

Consideró que las reducciones presupuestales a las instancias autónomas, al Poder Judicial e incluso a la Fiscalía General de la República (FGR) tienen como fin “arrinconar” a instituciones que son contrapeso del poder.

Garcia Rojas agregó que la actuación de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda (SHCP), como herramienta de persecución a opositores y como “policía represora”, es un signo más.

En el caso del INE, calificó como muy preocupante el recorte de más de mil millones de pesos avalado por la mayoría en la Cámara, en una sesión en sede alterna, cuando la institución electoral debe iniciar en octubre de 2020, los preparativos de la elección del 2021, año en que se renovará San Lázaro.

Lamentó que los recortes a organismos autónomos y a otros rubros como educación y salud, tengan como fin dar más recursos a dependencias encargadas de operar la política “clientelar” del Ejecutivo, que tampoco tiene reglas de operación, como la Secretaría de Bienestar, que recibirá en 2020 una bolsa de más de ocho mil millones de pesos extra.

Advirtió que los Egresos del 2020 fueron diseñados para generar subejercicios y que las partidas presupuestales sean recuperadas por Hacienda, a fin de entregarlas para el uso discrecional del Ejecutivo Federal, lo cual calificó como un hecho de corrupción.

Publicidad