Este domingo, Colectivos por la Diversidad Sexual de Xalapa y Activistas, se manifestaron en la plaza Sebastián Lerdo para exigir el respeto y derechos de las personas de la comunidad LGBT.

Recordó que este día se celebra el Día Internacional del Orgullo, por esta razón han realizado distintas actividades, recordando que además de violencia sufren problemas como la exclusión.

La activista por los derechos de las personas transgénero Yani Jiménez Alarcón dijo que las oportunidades de trabajo también son menos para ellos.

“No he podido acceder a un crédito para vivienda porque los trabajos que me han dado son de muy corto tiempo porque la gente no está preparada para entendernos”.

Nos piden que si queremos ser mujeres, tenemos que ser mujeres, no tener un vello superfluo, no tener una voz gruesa, no tener una sudoración diferente a la de las masculinas, te exigen más que a una persona heterosexual y te piden más que a la compañera de junto”.

Y si bien admitió que sufrió discriminación ya que fue objeto de una mayor carga de trabajo que el resto de sus compañeros.

Otra de la exclusión que sufrió es que al elaborar un informe la Unidad de Acceso a la Información del número de personas que laboraban en su oficina se reportó que solo a dos, siendo tres los que allí prestaron servicio.

Te puede interesar: Xalapa se pintará de colores por el mes del ‘Orgullo Gay’

“Yo trabajé en Palacio de Gobierno, en la Comisión Estatal de Derechos Humanos y tuve que renunciar porque no di el ancho ante las exigencias de mi jefe inmediato, la directora que encabeza me invitó amablemente y amablemente tuve que renunciar, en las dependencias yo no encajé”.

Dijo que a la comunidad les cierran las puertas y pidió comprensión de parte de la sociedad al existir una comunidad sexogenérica muy grande, aunque la sociedad solo le abre las puertas a trabajar a “la gente gay y homosexual que se viste de hombre”.

“Nos consideran locas, creen que no tenemos necesidades afectivas, laborales, de trabajo”.

Agregó que en su caso ha sido detenida por la Secretaría de Marina, sin que a la fecha dicha fuerza haya notificado el porqué de la intervención, ni un informe de la CEDH sobre sus derechos vulnerados.

A esto agregó que el 6 de febrero fue golpeada por una persona y acudió a presentar denuncia ante la Fiscalía General del Estado, sin que haya sido atendida.

Tuvo que ser hasta la tercera denuncia por golpes cuando la Fiscalía alojó su querella.

Publicidad