La NASA publicó este sábado imágenes de nubes inusuales que “brillan por la noche” en el cráter Gale de Marte, captadas por el róver Curiosity. Se trata de una compilación de un total de 21 fotografías adaptadas para el ojo humano que fueron tomadas por el aparato en marzo pasado para estudiar este tipo de formaciones de la atmósfera del planeta rojo.

Hace dos años terrestres (un año marciano), los científicos se percataron de que estas nubes, raras en el cielo seco de Marte, se formaban sobre el dispositivo antes de la época prevista. Este año, los expertos lograron documentar “borrascas llenas de cristales de hielo que dispersaban la luz del Sol poniente, algunas de ellas brillando con color”, desde finales de enero.

Te puede interesar: México acusa a Zara de apropiación cultural por copiar el diseño del huipil oaxaqueño en un vestido

A diferencia del nublado típico que se moldea a unos 60 kilómetros de altura sobre la superficie marciana, este se encuentra más elevado y los especialistas están intentando establecer la altitud exacta. La diferencia podría explicarse por la composición de nubes del planeta rojo: las corrientes constan de agua helada y es probable que las observadas recientemente estén hechas de dióxido de carbono congelado (hielo seco).

Las nubes fueron catalogadas como noctilucentes (luminosas por la noche, en latín), ya que sus cristales de hielo captan la luz menguante del Sol y así resplandecen más mientras el cielo se oscurece. Cuando el Sol se pone por debajo de la altitud de estas nubes, entonces empiezan a eclipsarse.

Curiosity es capaz de monitorear este tipo de nubes tanto con sus cámaras de navegación en blanco y negro como con su aparato a color MastCam.

Publicidad