De acuerdo con un estudio realizado en la Universidad de Carolina del Norte (NCSU, por sus siglas en inglés), algunos compuestos saludables encontrados en ciertos alimentos desactivan el virus SARS-CoV-2. Estos compuestos se pueden encontrar en alimentos como las uvas, té verde y chocolate, y desactivan el virus causante de la Covid-19 gracias a diversas enzimas que producen al ser digeridos.

Especialistas de la salud resaltan la importancia de mantener una dieta adecuada y balanceada para fortalecer el sistema inmunológico. De esa manera se puede prevenir el contagio de una gran cantidad de enfermedades, así como eliminar comorbilidades importantes como la diabetes y obesidad, según indica la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Te puede interesar: Nuevo método de escaneo de ADN podría permitir un diagnóstico más rápido del cáncer 

La prevención de comorbilidades ayuda a pacientes de todo tipo, quienes pueden recibir otros beneficios con dietas ricas en vitaminas, minerales y antioxidantes según investigaciones en promoción de la salud. No obstante, aún existe la dificultad de tratar directamente las enfermedades más infecciosas y devastadoras a nivel de salud pública, como la Covid-19.

Frente a estas dificultades, la investigación publicada por científicos de NCSU muestra un panorama favorable para el futuro de las dietas orientadas a prevenir y tratar el virus SARS-CoV-2. La investigación prueba la efectividad de ciertas propiedades antivirales de alimentos y bebidas encontrados en las alacenas de hogares en todo el mundo, entre los que resaltan derivados del cacao, uvas, té verde, y otros productos ricos en antioxidantes y fitonutrientes.

Gracias a experimentos de ingeniería metabólica en condiciones de laboratorio controladas, los científicos de Carolina del Norte reportaron que los efectos de estos compuestos, especialmente la catequina y epicatequina, se observaron directamente en la actividad celular del virus SARS-CoV-2, que fue desactivado con la producción de enzimas especiales. Sin embargo, las pruebas fueron realizadas in vitro, por lo que existen otras condiciones metabólicas en nuestro organismo con la capacidad de dificultar pruebas rápidas en humanos.

Deyu Xie, profesor en microbiología por parte de la NCSU y encargado de la investigación, declaró que una dieta saludable enfocada a dichos compuestos para combatir al virus no puede reemplazar la vacuna. Tampoco puede reemplazar a los tratamientos dirigidos a pacientes con cuadros complicados de Covid-19, ya que su efecto aún es limitado. En este sentido, requiere ser probada directamente en humanos, y funciona mejor como complemento de los protocolos de salud, según la información recolectada durante los experimentos.

Asimismo, gracias al hallazgo de compuestos en alimentos, encontrados exclusivamente en plantas, que pueden desactivar el virus de Covid-19 se realizarán más experimentos en materia. Bajo esta línea, se podrían estudiar alimentos con efectos antivirales como el café, jengibre, y moras.

Publicidad