Ayer 10 de mayo se conmemoró el Día Mundial del Lupus, con la finalidad de concienciar a las personas acerca de esta enfermedad autoinmune, en la que el cuerpo ataca sus propias células y tejidos sanos, se estima que afecta principalmente a mujeres entre 20 y 30 años.

De acuerdo con la Fundación Lupus de América, se cree que las causas de esta enfermedad se asocian a una combinación de factores, dentro y fuera del cuerpo, incluyendo las hormonas, características genéticas como la herencia y el medio ambiente, que puede ser debido a un virus, la luz ultravioleta o la exposición al polvo en entornos industriales.

Algunos tipos de lupus son: 

Lupus eritematoso sistémico: Es el más común, puede ser leve o severo y algunas de las complicaciones más graves incluyen inflamación de los riñones, aumento de la presión arterial en los pulmones, inflamación del músculo cardíaco, endurecimiento de las arterias, inflamación del sistema nervioso y del cerebro, así como de los vasos sanguíneos del cerebro u otras partes del cuerpo.

Lupus eritematoso cutáneo o discoide: Este tipo de lupus sólo afecta a la piel, en este proceso aparecen erupciones, a veces con cicatrización y pérdida de pelo en las áreas afectadas.

La erupción más común tiene volumen, es escamosa y roja pero no causa comezón, además se denomina erupción discoide porque las áreas afectadas tienen forma de discos o círculos.

Por lo general, se presenta sobre las mejillas y se extiende sobre el puente de la nariz, dando la impresión de una mariposa con alas abiertas.

Lupus inducido por medicamentos: Los medicamentos que habitualmente se relacionan con el lupus son la hidralacina -es utilizada para tratar la hipertensión arterial-, la procainamida -ayuda a tratar arritmias- y la isoniacida -que se utiliza para tratar la tuberculosis-.

Por lo general, los síntomas desaparecen en un periodo de seis meses posteriores a la suspensión de la administración de estos medicamentos.

Te puede interesar: De cada 10 personas con lupus, nueve son mujeres: IMSS

Lupus neonatal: Es una enfermedad poco común que puede afectar a los bebés de mujeres que padecen lupus, es posible que el bebé presente una erupción cutánea, problemas hepáticos o recuentos bajos de glóbulos rojos.

Sin embargo, estos síntomas desaparecen por completo después de algunos meses, también es poco común que un mínimo porcentaje de infantes con lupus neonatal pueda desarrollar un defecto cardíaco grave.

Según datos de la Fundación, se estima que al menos cinco millones de personas alrededor del mundo tienen una forma de lupus, a pesar de que esta enfermedad ataca principalmente a mujeres en edad fértil, también la pueden padecer hombres en edades de 15 a 44 años.

Publicidad