Una nueva variante del coronavirus fue detectada en la ciudad brasileña de Belo Horizonte, en el estado de Minas Gerais, mientras el país vive un trágico momento con las cifras de muertos y contagios sin parar de aumentar y muchos de sus hospitales colapsados.

La investigación la llevó a cabo el Instituto de Ciencias Biológicas de la Universidad Federal de Minas Gerais (UFMG) y el Sector de Investigación y Desarrollo del Grupo Pardini, que descubrieron que la nueva variante combina 18 mutaciones con algunas propias de las cepas brasileñas P.1, que se originó en Manaos, y P.2, en Río de Janeiro, así como con la sudafricana B.1.1.351 y la británica B.1.1.7., relacionadas todas ellas con una mayor virulencia.

Te puede interesar: Twitter se llena de memes y bromas tras la caída de Facebook e Instagram

Anuncios

“Tiene características en común con las variantes que ya circulaban en Brasil, pero también tiene características nuevas. Es como si esas variantes estuvieran evolucionando”, declaró a G1 Renato Santana, virólogo de la UFMG.

Santana comentó que aunque es temprano para decir si es más transmisible, sí se sabe que tiene mutaciones ya descritas en otras variantes asociadas a un aumento de riesgo de muerte.

“Recientemente se demostró que la variante de Reino Unido, por ejemplo, está asociada a un aumento de riesgo de muerte en un 60 %. La variante P.1 de Manaus preocupa mucho y también esta nueva que hemos identificado ahora, porque tienen las mutaciones en las mismas regiones que las del Reino Unido”, explicó el virólogo, quien añadió que algunas de todas estas variantes pueden estar asociadas al aumento de casos graves en Brasil.

Publicidad