Ya en 2020 podemos mirar con cierta perspectiva a cómo Instagram se ha ido adueñando de alguna de las funciones más llamativas de las apps de la competencia. La más evidente es Snapchat, que vio fusilada su interfaz en las famosas historias de Instagram.

Pero en los últimos meses hemos visto cómo el principal rival de la app del ecosistema de Facebook ha pasado a ser una propuesta china, Tik Tok. Esto ha sido así sobre todo entre los adolescentes y jóvenes.

Por eso en Instagram están reforzando sus apuestas por el vídeo con la mejora de una de sus herramientas más virales: Boomerang.

SlowMo, Duo y Echo para Boomerang

Hace cinco años Instagram lanzó un nuevo efecto para la cámara de las historias, uno que permitía obtener un vídeo en dos partes, con movimiento hacia adelante y hacia atrás, de forma ininterrumpida. Ahora esta función mejora con tres nuevas opciones:

SlowMo: En esta versión de Boomerang tendremos un plano más lento, que durará el doble de lo normal, tanto hacia adelante como hacia atrás.

Echo: En Echo podremos añadir un filtro que nos produzca una sombra de movimiento, un eco de lo que hemos visto hace justo un instante.

Duo: La última opción nos permite grabar a primera parte del vídeo normal, pero a la hora de introducir el vídeo invertido lo hace mucho más rápido y con un efecto casi analógico. Es el equivalente a lo que veíamos cuando rebobinábamos las cintas VHS.

Además, ahora podremos recortar nuestros Boomerang como vemos en la imagen superior, para que el vídeo sólo muestre lo que queremos.

Instagram ha anunciado que estas nuevas funciones empezarán ya a ser enviadas a las aplicaciones instaladas en todos os móviles pero, como siempre, podrían pasar unos días hasta que lleguen a todos los terminales, ya que las actualizaciones se realizan en oleadas.

Está por ver si este servicio es capaz de atraer a los más jóvenes, aunque sea capaz de retener a los que empezaron a usarlo en su adolescencia.

Publicidad