Se toma muy en serio su trabajo. Keanu Reeves ha visto como el mundo del cine le daba una segunda oportunidad, lo que no piensa desperdiciar. Cuando parecía que su carrera estaba herida de muerte, el actor resucitaba con John Wick, volviendo a lo más alto. Un camino que ha sido de lo más interesante desde entonces y que hoy le lleva directo a Matrix 4, la secuela de sus cintas más emblemáticas.

Así las cosas, el bueno de Keanu ha vuelto a Taran Tactical Innovation para construir a un Neo como dios manda. Y es que el centro de entrenamiento lleva años acudiendo al lugar para preparar su entrenamiento de armas, lo que se traduce en coreografías absolutamente espectaculares. En este caso, la propia Taran Butler ya ha confirmado que el actor está manos a la obra. De momento no hemos podido ver vídeos de sus nuevas visitas, pero si recordamos lo que nos llegaba a lo largo de los últimos años, ya podéis apostar a que Keanu Reeves está dándolo todo. Atentos.

Publicidad