Sin lugar a dudas, la pandemia de coronavirus cambió totalmente el paradigma y la situación de la salud pública a nivel mundial. Aunque cada vez está más cerca una vacuna eficaz contra el virus SARS-CoV-2, diversos ámbitos no volverán a desarrollarse de la misma manera, por ejemplo, la medicina. Diversos expertos señalan los cambios que transformaron al sector salud tras la pandemia de Covid-19, así como las posibles tendencias a futuro en este ámbito.

Te puede interesar: Amor en tiempos del COVID: el ‘match’ perfecto de Tinder

El futurólogo Ray Hammond, a través del informe “La vida después del covid-19: en la salud” de Allianz Partners analiza los cambios en el sector de la salud. Asimismo, señala las posibles tendencias a futuro, entre las que se encuentran:

Permanencia de la telemedicina: a largo plazo, se consolidarán cada vez más los servicios de salud con sistemas o herramientas digitales. Incluso ante la nueva normalidad, las consultas médicas en línea seguirán siendo demandadas por la comodidad que ofrecen para los pacientes y por agilizar procesos en el ámbito médico.

Mayor investigación médica: después de la pandemia de Covid-19, los gobiernos del mundo querrán estar preparados ante nuevas emergencias sanitarias. Ante este panorama, promoverán la investigación epidemiológica, de vacunas y preparación general frente futuras enfermedades.

Cuidado de la salud mental: el confinamiento por coronavirus causó un aumento considerable de trastornos mentales, por ejemplo, depresión y ansiedad. Asimismo, muchas personas se hicieron conscientes de la importancia de la salud mental y decidieron atenderse vía remota ante la imposibilidad de salir. Este método fue efectivo en un 80% y ahora frente a la nueva normalidad más de la mitad de los pacientes afirman, seguirán con terapia.

La dra Andrea Ammon, directora del Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades indica, otro cambio fundamental en sector salud será la reorganización de las cadenas de suministro. Las cadenas de suministro médico se acortarán y serán más robustas y locales con el objetivo de que los servicios de salud no tengan la necesidad de depender del mercado internacional para obtener insumos. La disponibilidad de suministros médicos clave, con o sin emergencia sanitaria, se considerará una cuestión de seguridad nacional.

Finalmente, en lo respectivo a tecnología, la compañía Shukun Technology asegura, la inteligencia artificial será la herramienta a la que más se le dedicará investigación e inversión. Durante la pandemia, esta herramienta fue indispensable para ayudar a los médicos, acelerando los procesos de diagnóstico y reduciendo el número de pacientes en los hospitales.

A finales de abril de 2020, investigadores de la Universidad de Tecnología y Diseño de Singapur utilizaron un algoritmo basado en datos de las trayectorias de Covid-19 en diferentes países para predecir el final aproximado de la pandemia a escala mundial, el cual se establece el 4 de diciembre de 2020. Si bien la predicción parece poco probable a estas alturas, la pandemia de coronavirus trajo consigo cambios que transformaron al sector salud, ahora muchos gobiernos alrededor del mundo tienen una visión más centrada a futuro para afrontar futuras crisis sanitarias.

Publicidad