De acuerdo con la farmacéutica Upjohn, en México, 60% de los pacientes con diabetes mellitus tipo 2 (DM2) se ve afectados por neuropatías diabéticas. La frecuencia de estos padecimientos depende de que el paciente pueda controlar sus niveles de azucar a lo largo del tiempo. No obstante, expertos en dicha enfermedad señalan que muchos de los mismos no realizan medidas de autocuidado, pues no acuden a consulta médica regular, desconocen si tienen hiperglaucemia (exceso de azúcar en la sangre) y la importancia de estos síntomas.

“El 46.4% de las personas con diabetes no realiza medidas preventivas para evitar o retrasar alguna complicación por la enfermedad. Por lo que es imperante que el paciente tome conciencia respecto a la importancia del auto cuidado, tener un apego al tratamiento, dar seguimiento a las indicaciones del médico para tener un control efectivo de los niveles de azúcar en la sangre, acudir a sus consultas de manera regular y solicitar que le revisen los pies para identificar oportunamente lesiones que pudieran infectarse y dañar o alterar los nervios.” comentó al respecto para el equipo de NotiPress la dra. Gloria de Lourdes Llamosa García Velázquez, presidenta electa de la Sociedad Mexicana de Neurología y Psiquiatría.

Te puede interesar: ¿Es el café bueno para la salud o es la buena salud la que favorece el consumo de café? 

Según datos de Upjohn, 4 de cada 10 mexicanos con diabetes han sufrido neuropatías diabéticas, caracterizadas por el dolor y sensaciones anormales como quemazón, frío, entumecimiento, hormigueos o descargas eléctricas en las extremidades inferiores. Las neuropatías más comunes son las periféricas; es decir, las que generalmente afecta los brazos, pies y piernas. Estas, a menudo, empeoran por la noche. Ello interrumpe el sueño y contribuye a la carga emocional de la enfermedad, lo que ocasiona depresión, ausentismo laboral y un alto coste económico.

A su vez, la doctora García dio a conocer algunas acciones para prevenir esta enfermedad o, en caso de padecerla, ayudar a frenar su progresión y disminuir síntomas como las neuropatías. Esto, como antesala a la conmemoración del Día Mundial de la Diabetes, a celebrarse el 14 de noviembre de 2020. Por una parte recordó lo fundamental, la importancia del control de los niveles de glucosa por medio de medicamentos indicados por un médico y la adherencia terapéutica, es decir, no abandonar el tratamiento.

Sin embargo, también reconoció que es fundamental revisar diariamente los pies y otras extremidades en busca de grietas, inflamaciones, úlceras o cortes; así como mantener una rutina de aseo a base de jabón neutro. Finalmente, recomendó evitar la automedicación y los daños en la función del tracto digestivo, los riñones y el hígado que podrían derivar del mal uso de ciertos medicamentos.

Fuera de molestias como el dolor y el entumecimiento en las extremidades, la diabetes puede derivar en problemas graves para el sistema digestivo, el tracto urinario, los vasos sanguíneos y el corazón. Esto la convierte en una condición médica con una alta morbilidad. La farmacéutica Upjohn proyecta que en 2045 serán más de 629 millones (9.8%) de personas con este padecimiento crónico, sin mencionar que las neuropatías son una de las complicaciones más frecuentes a largo plazo.

Publicidad