Con el fin de ampliar la economía, el turismo espacial ha sido tendencia atrayendo más interés e inversión de múltiples compañías privadas con la capacidad de llegar al espacio y ofrecer misiones privadas, transporte en naves espaciales y caminatas a lado de astronautas profesionales. Recientemente, Rusia anunció un nuevo programa que podría llevar a dos turistas a la Estación Espacial Internacional (ISS), mientras, en Estados Unidos, con mil dólares se puede apartar ya un lugar en la lista de espera para viajar al espacio con Virgin Galactic.

RSC Energia y Space Adventures Inc., empresas rusas, firmaron un contrato para lanzar una misión corta en 2023 con dos participantes a bordo de una nave espacial Soyuz Ms al segmento ruso de la Estación Espacial Internacional (ISS). Durante la misión, se espera que uno de los participantes del vuelo espacial realice una caminata espacial con un astronauta profesional ruso.

Además de ello, entre su variedad de programas, Space Adventures ofrece viajes alrededor de la Luna, programas de capacitación y calificación de vuelos espaciales, misiones orbitales y vuelos a la ISS, de la cual la NASA percibe una mayor demanda de uso para la investigación y el desarrollo científico y tecnológico, así como para actividad comercial y colaboración internacional.

Similarmente, Virgin Galactic anunció un acuerdo con el Centro Espacial Johnson de la NASA con el que se espera proporcionar experiencias personalizadas en viajes espaciales orbitales, las cuales van desde viajes comerciales hasta misiones de investigación científica auspiciadas por el gobierno.

Para incluir la participación comercial y vuelos espaciales a la ISS, se creará un nuevo programa privado de preparación e infraestructura de entrenamiento de astronautas para la identificación de candidatos a comprar misiones privadas de transporte y familiarización con el medio ambiente del espacio, así como las fuerzas G y cero-G.

George Whitesiders, CEO de Virgin Galactic dijo: “Con base en los niveles inigualables de compromisos de los clientes en vuelos espaciales que hemos asegurado hasta la fecha, estamos orgullosos de compartir esa información para ayudar a hacer crecer otro mercado para nueva economía espacial”.

Aunque los costos son elevados, el turismo espacial con propósitos recreacionales, científicos y de placer, ha sido tendencia en 2020; por ello, diversas compañías alrededor del mundo están invirtiendo en él como una posible fuente de ingresos. Se trata de una modalidad turística relativamente nueva de la que se pronostica amplia diversificación durante los próximo años, así como nuevas modalidades para diferentes tipos de viajeros.

Publicidad