El concierto que Rammstein dio el pasado 14 de junio en el Volksparkstadion de Hamburgo hizo vibrar el Sincrotrón Alemán de Electrones (DESY), el mayor centro de investigación de física de partículas elementales del país europeo, que se encuentra ubicado en la misma ciudad, a un par de kilómetros del estadio.

Diseñado para soportar una gran variedad de ruidos, el sincrotrón no se había visto afectado hasta ahora por los eventos organizados en el estadio del Hamburgo S.V. Al menos hasta la vibrante actuación de la banda de metal industrial.

“¡Hola Rammstein! ¡Han sacudido nuestro acelerador de partículas! Las lecturas del sismómetro nunca han sido tan intensas este año en ningún concierto de al lado, en el Volkspark”, escribieron con ironía el pasado viernes en la cuenta oficial de DESY en Twitter.

Anuncios

Te puede interesar: Científicos encuentran una partícula que puede constituir parte de la materia oscura con la que se forma el universo

Los cambios se registraron en el sismómetro del acelerador de partículas PETRA III, fuente de rayos X de DESY. La imagen con los datos compartida en Twitter mostró un pico anormalmente grande y ruidoso durante el concierto.

Los especialistas del centro detallaron que el sismómetro no registra las ondas sonoras, sino las vibraciones del suelo, probablemente causadas en este caso por los asistentes al concierto o por la pirotecnia usada por los rockeros.

Según detallaron los colegas de DESY de la Universidad de Muenster, del grupo de la profesora Carmen Sánchez-Valle, el concierto no tuvo ningún efecto sobre la estabilidad del rayo. Sobre lo que sí tuvo un efecto inmediato fue sobre los precios en los hoteles cercanos, lamentaron los científicos.

Publicidad