Las sanciones impuestas tras el conflicto en Ucrania “golpearon inicialmente al mercado financiero, aunque ahora tendrán un impacto más fuerte en la economía rusa”.

Así lo afirmó en un discurso ante la Duma la gobernadora del Banco Central de Rusia, Elvira Nabiullina, según la cual “el período en el que la economía puede vivir de las acciones es limitado”.

La gobernadora subrayó que el banco central no “intentará bajar la inflación a toda costa porque eso limitaría la adaptación de la economía” a la nueva situación caracterizada por las sanciones.

Anuncios

Sin embargo, el presidente ruso, Vladimir Putin, aseguró que la situación económica en Rusia “se está estabilizando”, al igual que la inflación, con el rublo volviendo a los niveles anteriores a la guerra en Ucrania.

Publicidad