El nuevo encargado de despacho de la Fiscalía Anticorrupción, José Alfredo Corona Lizárraga, descartó que pueda haber sueldos de 300 mil pesos mensuales a partir de que llegó al cargo.,

En ese sentido, adelantó que investigarán a su antecesor, Marcos Even Torres Zamudio, por su salario y las compensaciones desproporcionadas en el organismo.

Hay que recordar que estas irregularidades las reportó la encargada de despacho de la Fiscalía General del Estado, Verónica Hernández Giadáns.

La fiscal encargada aseveró que antes de dejar el cargo, Torres Zamudio percibía altas gratificaciones y compensaciones, de ahí que en junio cobró cerca de 300 mil pesos.

“Tenemos una función de investigación, de dar seguimiento a diferentes señalamientos que se vayan suscitando por hechos o actos que puedan ameritar algún delito”, sostuvo Corona Lizárraga.

En ese sentido, consideró que ningún funcionario público honesto puede recibir salarios desproporcionados.

“Al final del día creo que ningún funcionario público ampara ese tipo de salarios; creo que en respeto de las y los veracruzanos todo el que tiene la intención de ser un funcionario público honesto tiene que tener sueldos y salarios apegados a la realidad de los ciudadanos”, declaró.

Además dijo que revisarán la integración y los avances que existan en las carpetas de investigación durante las gestiones de Marcos Even Torres Zamudio.

“Antes de dar algún dato quisiera corroborar la información que está en la Fiscalía Especializada. Debemos de checar los avances en las distintas carpetas de investigación que estén iniciadas y corroborar la información”, indicó.

Finalmente dijo que cuenta con muchos amigos en política, de ahí que no le preocupa que lo relacionen con el secretario general del Congreso, Domingo Bahena Corbalá o con otros exfuncionarios del gobierno estatal, pues considera estar preparado para desempeñar sus funciones.

Publicidad