Comerciantes de Banderilla aseguran que el alcalde Juan Manuel Rivera González “les vio la cara” durante la pandemia generada por el coronavirus COVID-19 pues a cambio de cerrar negocios durante el periodo más crítico prometió la entrega de apoyos que no ha realizado.

Dueños de tiendas, ferreterías y comercios en general señalaron que hace un mes presionaron al alcalde para que tomara medidas para apoyar al pequeño comercio durante el cierre, el alcalde se comprometió a la entrega de apoyos económicos y despensas pero hasta ahora no ha ocurrido. 

Ahora ante la falta de respuesta del alcalde los comerciantes advirtieron que están conformando un red para darle un ultimátum al alcalde ya que de lo contrario tomarán medidas más fuertes, como la toma del Palacio Municipal. 

Te puede interesar: Veracruz no protege a enfermeras del IMSS; es el estado con más agresiones en pandemia

Los inconformes recordaron que fue el mismo alcalde el que prometió apoyar a 600 comerciantes con 3 mil pesos en efectivo, además de despensas con valor de mil pesos y 500 pesos de descuento para el pago del agua potable; sin embargo, aunque los empresarios cumplieron con el cierre, ahora critican que el alcalde no cumpla su palabra.

“Nos vio la cara, no hay otra forma de decirlo, el alcalde nos prometió apoyo y nosotros accedimos, le dijimos que contábamos con esa ayuda porque la mayoría vive de sus negocios y que al cerrarlos no tendríamos ingresos, aún así lo hicimos y ahora no nos da la cara, al alcalde se le olvida que nosotros también comemos”, señaló la dueña de una estética que pidió el anonimato por temor a represalias. 

Otro de los afectados dijo que han esperado un mes para que el alcalde entregue los apoyos prometidos pero que ahora ni siquiera los recibe cuando acuden a Palacio Municipal, pero en cambio han comenzado a realizar operativos para la clausura de comercios. 

“Yo quisiera que él viviera en las condiciones en que nosotros estamos, no se vale que haya jugado así con nuestra necesidad y que ahora ni siquiera nos atienda, pero eso sí manda a la gente para que nos clausure y sin trabajo y sin apoyo cómo vamos a vivir”, señaló.

A esto se suma que aunque hay negocios que siguen activos, no respetan las disposiciones como la prohibición de la venta de bebidas alcohólicas.

Vecinos de colonias como la Salvador Díaz Mirón han denunciado que la venta de bebidas embriagantes se hace a cualquier hora del día y que a pesar de que el Ayuntamiento está enterado no hace nada. 

Apenas este jueves presumió en la cuenta de Facebook del Ayuntamiento que se hacen inspecciones para clausurar a los establecimientos que no cuentan con las medidas preventivas para evitar contagios, a pesar de que no han apoyadas a los comerciantes. 

“Con la crisis que estamos viviendo en ligar de clausurar deberían apoyar, porque dar cubrebocas no es suficiente, se requieren apoyo real”, señaló.

Publicidad